Consejos para el gym

Poco más de cuatro meses acabo de cumplir yendo 6 días a la semana al gym, por invitación de mi hermano, y pues poca oportunidad he tenido para comentar los progresos. En un balance casi semestral, puedo decir que he adquirido una mejor musculatura en comparación a cómo me veía antes. Nunca he tenido complexión delgada, aunque solamente en mi etapa infantil tuve un notable sobrepeso y después de mis, qué será bueno, 15 años empecé con eso del estirón y enflaqué demasiado, a tal grado que parecía una calaca chupada. Ya en mis años de preparatoria volví a ganar peso aunque no gané el sobrepeso que tenía de niño, gracias a Dios. Haha. Sin embargo, un punto es cierto: nunca he tenido lo que se dice condición física.

Apenas el año pasado me propuse ir a correr cerca de mi casa para perder kilitos de más y adquirir el famoso cardio, osease la condición. Corrí poco más de la docena de semanas, aunque en sí solamente corría un fin de semana por cada una de esas 12, así que máximo fueron unos 24 días yendo a correr. Lo pospuse porque entré de nuevo a la Universidad y no volví a retomarlo hasta hace poco, ya cuando estaba yendo al gym. Eso fue porque opté por no hacer ejercicios de cardio en el gimnasio ni de piernas, solamente de brazos, espalda y pechos. Sin embargo, mi hermano me ha estado chingando que necesito hacer ejercicios de pierna y principalmente más cardio para evitar tener un cuerpo ancho de arriba y delgado de abajo. Me aconsejó que cuando se va al gym se debe quemar la mayor cantidad de grasa posible para evitar que los músculos adquieran mucho volumen y te “hinches” de la cintura hacia arriba. En pocas palabras, para no tener cuerpo de luchador o peor que eso, me es recomendable hacer mucho cardio y quemar grasa. Quemar, quemar y quemar.

Así que a partir de ahora comienzo a hacer ejercicios para quemar grasa en casa, haré cuando pueda ejercicios de pierna en el gym y haré mucho más cotidiano lo de ir a correr por las tardes. Si a eso le sumo una alimentación aún más balanceada y tomar mucha agua en abundancia, quizá mi balance semestral a los 6 meses sea mucho más positivo de lo que ya es. Si tú mi amigo lector nunca antes has ido a un gym, te juro que no te arrepentirás: es la mejor forma para dar musculatura a tu cuerpo y sentirte saludable por dentro y verte bien por fuera. Invita a un amigo o a algún vecino y vayan juntos si es que no te animas a ir por cuenta propia. No importa si estás gordo, obeso o flaco escuálido, te aseguro que en el gym eso nadie lo juzga porque todos los que van ahí tienen como compromiso trabajar con su propio cuerpo para verse y sentirse mejor. Así que adelante: haz de tu vida algo más saludable. De mi experiencia y lo que he leído, pongo estos tips a continuación:

  • Si es la primera vez que vas a un gym, las primeras dos semanas mínimamente sentirás un gran dolor muscular en los brazos y piernas, igual a como si te hubieran pasado un camión por encima. Quizá exagero, pero es verdad. No te preocupes: esto es muy normal e indica que tus músculos están preparándose para adquirir más fuerza y darte una musculatura más marcada.
  • Alimentación balanceada: procura comer mucha proteína y evita lo más que puedas las grasas y los carbohidratos. Al día puedes comer hasta seis veces (sí, has de decir: “este wey está pendejo… ¿cómo voy a tragar tanto y estar balanceado?), ojo: siempre y cuando comas proteínas y cosas que beneficien a tu cuerpo y le den mucha energía. A las 6 AM (desayuno) puedes comer una taza y media de yogur natural bajo en grasa, huevos y pan integral, a las 9 AM (bocadillo) puedes ingerir una taza de frutas, cebada y queso cottage bajo en grasa, a las 12 PM (almuerzo) puedes ir por avena, galletas saladas, cacahuates, una taza de leche baja en grasa, a las 3 PM (comida) ya puedes comer pechuga de pavo/pollo según entiendo, lechuga, almendras, cebolla. A las 5 PM (segunda comida) opta por la carne de res, puré de tomate y zanahoria. Finalmente a las 8 PM (cena) proteína en polvo, leche y cebada. Y listo: un total de más de 4000 calorías y apenas 90 gr de grasa, aproximadamente.
  • Usa un ritmo más lento y más controlado para sentir el músculo. También enfócate en apretar el músculo.
  • Usa un esquema de repeticiones con forma de pirámide como hacer 12, 10, 8, 6 repeticiones para progresar hacia arriba tus pesos de manera segura.
  • Exhala cuando jales la pesa e inhala cuando la bajes.
  • Evita usar el impulso para mover las pesas.
  • Evita realizar ejercicios desafiantes técnicamente al final de tu entrenamiento.
Anuncios