Especial: del DVD al Blu-ray

Lo que el viento se llevó diría el famoso dicho. Recuerdo bien cuando era niño y el formato de video estándar era el VHS, aquel gran rectángulo de cinta enrollada que teníamos que rebobinar con un aparato especial (lo cual podía hacerse con la videocasetera, pero eso dañaba el reproductor a largo plazo) cada vez que queriamos disfrutar de alguna película. Les hablo del año 2000 y sus antecesores. Incluso todavía guardo una colección de películas clásicas animadas en formato VHS, que espero pasar digitalmente a DVD en un futuro cercano. Y pasó que la tecnología dio un cambio radical y de repente lo innovador eran los discos compactos: era el fin inevitable de los cartuchos en los videojuegos y de los negros casettes VHS.

Vamos con un poco de historia sobre el que vendría a ser el sucesor definitivo de los VHS. Sucede que las rivalidades no se limitan sólo a las televisoras (¿alguien mencionó Televisa vs TV Azteca?), y por lógica cuando se quiso sacar el sucesor del VHS habían dos formatos luchando por vencerse entre sí. Esto no era raro ya que en su momento el VHS se enfrentó con el Betamax. El primer bando era el de Philips & Sony con su proyecto MMCD (Multimedia Compact Disc), mientras que Toshiba & Mitsubishi (principalmente) estaban detrás de otro proyecto denominado Super Density Disc (SD). A Microsoft y Apple no les agradó la idea de una rivalidad, ya que buscaban al sucesor definitivo por lo que pusieron un últimatum para que se fabricara un solo formato de video o simplemente ellos se encargarían de boicotearlos. Así nació el DVD.

Desde su implementación oficial en 1997, el DVD tuvo su mayor éxito en 2007. Sin embargo, desde ese año  ha comenzado también su picada. En 2007 se logró la nada despreciable cantidad de $10,13 billones USD recaudada por las ventas de discos DVD en general. En 2009 logró $7,97 billones USD, y en 2010 la cantidad se redujo a $4.47 billones USD, una baja del 44% a comparación de 2009. Esto nos permite visualizar que el DVD está poco a poco preparándose para su final como ocurriera en su época con el VHS. Poco a poco, se empieza a ser desplazado por el nuevo formato de alta definición (HD): el Blu-ray.

Al contrario, el Blu-ray está ganando adeptos al tener un incremento en sus ventas de un 53%, y por pura lógica podemos deducir que la misma cantidad de gente que está abandonando el DVD ha emigrado ya al Blu-ray. Entonces ¿qué pasará cuando la otra mitad se interese también en el nuevo formato? Simple: el DVD pasará a mejor vida. No obstante, aún no hay títulos en Blu-ray que consigan el éxito de los títulos en DVD: en 2010, el más vendido fue Avatar (10,3 millones de copias DVD vendidas), en 2009 fue Transformers 2 (más de 11 millones de DVD) y en 2008 fue The Dark Knight (con 12,4 millones de DVD). Nuevamente, viendo estos números podemos observar que ya ni siquiera las películas más taquilleras venden tanto en DVD, un claro ejemplo del creciente desinterés en el DVD.  Toda esta información proviene de IGN en un artículo donde concluye lo mismo: el fin cercano del DVD.

Hablemos entonces del presente-futuro: el Blu-ray. Cuando nuestras cadenas de renta de video (llámese Blockbuster) comiencen a tapizarse con disquitos azules brillosos por doquier, estaremos en una nueva época. La generación del rayo azul. No falta mucho para eso. Y adivinen… El Blu-ray también tuvo su competidor, pero acabó venciéndolo en 2008: se trataba del HD-DVD (o disco rojo). Esta última era producida por Toshiba. El año pasado quise adquirir un reproductor Blu-ray para emigrar al nuevo formato, pero decidí no hacerlo hasta que la guerra de formatos haya acabado. Y es que aunque el HD-DVD fue descontinuado, hay empresas aún usando sus características para hacerle frente al Blu-ray. En lo personal, yo creo que el Blu-ray será el formato oficial en unos 5 años más. Entonces estaremos en la generación del láser azul y eso no lo podremos evitar. Después de todo, ¿quién habría imaginado al BlackBerry hace unos 5 años? Increíble, ¿cierto? Entonces la gente, incluyéndome :P, presumirá que tiene el nuevo reproductor Blu-ray en sus casas, ya que como bien se sabe la tecnología va agarrada de la mano con la moda y las tendencias. Eso que ni qué.

Anuncios